En el marco del Global Environment Facility (GEF) China Sustainable Cities Integrated Approach Pilot Project, AC&A, junto con la firma estadounidense HR&A Advisors, ha sido preseleccionado para competir por la preparación e implementación de la estrategia de Transit Oriented Development (TOD) y apoyo a la gestión de programas para las ciudades chinas de Guiyang y Ningbó. El objetivo general es que las ciudades participantes incorporen principios de desarrollo orientados al transporte público masivo en sus políticas y en futuros planes urbanos y de transporte.

La urbanización y su expansión han estado acompañadas por cambios profundos en los patrones de viaje de los residentes de esas zonas. Estas ciudades se han extendido rápidamente como resultado del aumento de los costos inmobiliarios; también como consecuencia de los incentivos  para que las tierras rurales se conviertan en áreas periurbanas o en tierras urbanas, ocasionando una necesidad de mejora en la infraestructura vial.

Reconociendo los problemas de la urbanización dependiente del automóvil, muchas ciudades ya han invertido en trenes, metros y ferrocarriles ligeros, autobuses de tipo BRT y transporte de cercanías y ferrocarriles pesados. Sin embargo, estos sistemas requieren una inversión de capital sustancial y, más allá de los costos iniciales de construcción, la operación y el mantenimiento también requieren subsidios cruzados de otras fuentes de ingresos ya que el capital proveniente de las tarifas, en la mayoría de las ciudades, son insuficientes para cubrir estos costos.

Tales déficits operativos se deben, en gran parte, a la débil integración de la infraestructura de tránsito con el desarrollo urbano. Estas limitaciones han estimulado el interés por una mejor integración del transporte y la planificación del uso del suelo, así como la captura del valor de la plusvalía de la tierra, basada en el desarrollo para el financiamiento del tránsito y el crecimiento urbano sostenible.